Esta fecha fue designada para recordar a todos aquellos que han muerto al servicio militar de la nación norteamericana.
Se convirtió en fecha festiva federal en 1938. En Diciembre de 2000, el Congreso aprobó legislación designando las 3:00pm (hora local) como el “Momento Nacional para Recordar”.